La UE quiere infligir un daño considerable a la economía rusa con un embargo de petróleo.

Tiempo de lectura aprox: 45 segundos

La UE quiere infligir un daño considerable a la economía rusa con un embargo de petróleo.

 

 

Sin embargo, Moscú podrá hacer frente a estas y otras sanciones, advierte un experto en comercio del Instituto de Economía Mundial de Kiel.

 

Occidente necesitará “poder de permanencia”.

Según el Instituto de Economía Mundial de Kiel (IfW), Rusia está preparada financieramente para una guerra prolongada incluso si se impone un embargo de petróleo por parte de la UE. “Las esperanzas de una pronta cesión de Rusia en la guerra de Ucrania en vista de las drásticas sanciones occidentales probablemente se vean defraudadas”, dijo el experto en comercio del IfW, Rolf Langhammer. “Tanto la situación presupuestaria del Estado como las peculiaridades estructurales de la economía rusa crean buenas condiciones de partida para una resistencia prolongada de una economía de guerra basada en la autarquía”.

 

Rusia ha logrado éxitos visibles en la construcción de una situación financiera estable en los últimos años. Esto incluye una deuda pública muy baja, de alrededor del 20% del producto interior bruto según los estándares internacionales, un elevado ahorro, una política de gasto contenida y una fuerte acumulación de reservas. Además, actualmente aumentan los ingresos por las exportaciones de energía a países que evitan las sanciones o que, como Alemania, mantienen parcialmente sus compras.

votes
Article Rating
Subscribe
Notificación de
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments